Los países del Grupo de Lima presentarán una resolución sobre la compleja situación de Venezuela durante la próxima Asamblea General de la Organización de Estados Americanos (OEA), que se celebrará en Washington el 4 y el 5 de junio.

Según informaron fuentes diplomáticas, representantes del Grupo de Lima, que agrupa a 14 países de América, están manteniendo reuniones para consensuar el “tono” de la resolución que llevarán a la Asamblea General, el foro político más importante del organismo.

La aprobación de una resolución sobre Venezuela serviría para establecer el criterio de “legalidad y legitimidad” del continente americano con respecto al Gobierno de Nicolás Maduro y, dependiendo de su alcance, podría llevar a cambios en las relaciones diplomáticasimposición de sanciones y restricción de visados.

(Lea También: Parlamentarios latinoamericanos insistirán en celebrar nuevos comicios presidenciales en Venezuela)

El texto, que aún está siendo negociado, tendrá un contenido similar a las declaraciones que ha hecho anteriormente el Grupo de Lima, indicaron fuentes diplomáticas.

Uno de los objetivos es rechazar las elecciones del 20 de mayo, en las que Nicolás Maduro fue reelegido como presidente y el grueso de la oposición llamó a la abstención, que llegó casi al 54 %, el índice más alto en las presidenciales venezolanas de las últimas dos décadas.

En concreto, según borradores de la resolución, a los que accedió, el Grupo de Lima pretende cuestionar la “legitimidad” de esas elecciones por “no cumplir con los estándares internacionales”, unas expresiones ya incluidas en el comunicado que el grupo emitió el 21 de mayo tras los comicios en Venezuela.

Para que la resolución sea aprobada son necesarios al menos 18 votos, una cifra factible puesto que ya cuenta con el respaldo de los 14 países del Grupo de Lima y Estados Unidos, a los que podrían unirse otras naciones como Bahamas, Uruguay y Barbados, según fuentes diplomáticas.

Esos 18 votos suponen la mayoría absoluta de los 34 países que son miembros activos de la OEA (Cuba pertenece al organismo pero no participa en él desde 1962).